sábado, 18 de abril de 2015

Nunca dejes que el éxito...


NUNCA DEJES QUE EL ÉXITO LLEGUE
A TU CABEZA, Y NUNCA DEJES QUE 
EL FRACASO LLEGUE A TU CORAZÓN.