jueves, 20 de agosto de 2015

Me decepcioné...

ME DECEPCIONÉ, HICE AMIGOS,
TUVE MIEDO Y AMÉ. APRENDÍ 
QUE AL ARRIESGAR NO SE PIERDE
NADA Y QUE PERDIENDO TAMBIÉN
SE GANA.