lunes, 20 de julio de 2015

De la vida aprendí que...

DE LA VIDA APRENDÍ QUE ALGUIEN
TIENE QUE HACERNOS LLORAR PARA
DARNOS CUENTA DE QUE NOS MERECEMOS A ALGUIEN QUE NOS HAGA SONREÍR.